Todos, en mayor o menos medida, acabamos sucumbiendo a las tentaciones del mercado y de las modas. A diario recibimos un bombardeo constante de ofertas y promociones incitándonos a la compra. Como cada vez son más los usuarios que optan por hacer sus adquisiciones de manera online si que sería preciso conocer los riesgos e inconvenientes que implican estas operaciones electrónicas. En el Día Mundial del Consumidor te facilitamos todo lo necesario para comprar por internet con seguridad.

Desconfía de aquellas páginas que ofrezcan precios muy reducidos, muy por debajo de los que ofrezca la competencia. Más allá de que el paquete nunca llegue a tus manos, lo más preocupante es que se haga un uso fraudulento de nuestros datos bancarios.

Compras online ecommerce

Comprar por internet de forma segura

Antes de adquirir algo en una tienda electrónica investiga su funcionamiento y saca conclusiones a partir de las valoraciones de otros usuarios. Con estos diez consejos para hacer tus compras online conseguirás unas mayores garantías.

  1. Comprueba que en la página aparezcan los datos, identidad y dirección de la compañía, así como las características del artículo, el precio, los métodos de pago, los sistemas de envío y las condiciones de devolución.
  2. Revisa que la web en donde haya que introducir los datos del banco sea segura. Para ello su dirección electrónica debe pasar de http:// a https://. Esa ‘s’ al final es un indicativo de servidor seguro. En la parte inferior debe aparecer también un candado amarillo cerrado, en donde al pulsar dos veces sobre él nos aparecerán datos sobre el certificado de seguridad de la página.
  3. En el caso de ejercer el derecho de desistimiento, la tienda tiene un plazo máximo de 14 días naturales para devolver el dinero abonado, desde que conoce el ejercicio de este derecho.
  4. Concretar las condiciones de entrega en el proceso de compra: en los artículos adquiridos por Internet el periodo máximo de entrega se encuentra en los 30 días. En el caso de no cumplir con estas exigencias es preciso que lo notifique al cliente, que tendrá que decidir si continúa con la operación o desiste.
  5. Utiliza una tarjeta de crédito de prepago o que esté vinculada a una cuenta bancaria que únicamente destinarás para las compras por la red.
  6. Confirma el uso que le dará esa página a nuestros datos personales.
  7. Para comprar online no será preciso cubrir encuestas o formularios.
  8. Ante cualquier incidencia que pueda surgir en primer lugar contactaremos con el departamento de atención al cliente de la empresa y en el caso de no llegar a un acuerdo se puede recurrir a una entidad mediadora de consumo como la Oficina Municipal de Información al Consumidor (OMIC). Otro caso bien distinto es cuando hayas sido víctima de una estafa, en donde tendrás que poner el caso en manos de la Policía o de la Guardia Civil.
  9. Cuidado con aquellos sitios que promocionan sus artículos o servicios a precios muy baratos. Puede tratarse de un error, pero también existe la posibildad de que sea un engaño. Ante eso hay que solicitar referencias del vendedor para evitar cualquier intento de fraude.
  10. Los productos que adquieras online disponen de las mismas garantías que si lo hubieras hecho en un establecimiento físico. Una vez que te llegue el artículo debes comprobar que se encuentra en correcto estado, sin daños o roturas. De no ser así tendrás la opción de devolverlo, dejando constancia de estos daños en el albarán que te facilite el mensajero. Para los envíos de empresa dispones de las tarifas especiales de Genei, en donde podrás seleccionar el transportista que mejor se adecúe a tus necesidades.

Siguiendo estos pasos tendrás más posibilidad de que la próxima vez que vayas a comprar por internet la experiencia resulte más gratificante.