Contratas el servicio de paquetería y aguardas a que llegue la etiqueta a tu correo electrónico. Sabes que algunas agencias obligan a imprimir este documento y necesitas pegarlo en la caja para poder hacer el envío. Después de esperar durante un par de minutos y de revisar la bandeja de spam, no tienes noticias de ella. Entonces, ¿qué hago si no recibo la etiqueta del envío?

Aunque se generan de manera automática una vez que se crea el envío en Genei, puede darse el caso de que se produzca alguna incidencia que te prive de ella.

¿Cómo obtener la etiqueta del envío?

Compruebas en el email que no te ha llegado ninguna notificación con la confirmación del envío. Posiblemente estés pendiente de que el mensajero se pase por tu casa y te corre cierta urgencia. En ese caso debes contactar con el departamento de atención al cliente de Genei a través de sus canales habituales, ya sea el chat online, teléfono  o el email info@genei.es, en donde atenderán todas tus consultas de lunes a viernes en horario de 9 a 20 horas.

Por lo general, la falta de la etiquetas obedece a algún problema informático, por lo que intentaremos solucionar la incidencia con la mayor brevedad posible.

Si en algún momento la pierdes y no puedes disponer de ella, tampoco debes preocuparte. En tu zona de usuario podrás descargar las etiquetas de tus envíos las veces que necesites. En este apartado, además, tendrás disponibles una serie de datos muy interesantes como las facturas, direcciones, etc.

Cuándo debo imprimir las etiquetas

Puedes hacer tus envíos sin necesidad de imprimir estos documentos. En el comparador de Genei encontrarás una serie de agencias de transportes que no las exigen. Sólo tienes que hacer una simulación en Genei.es para comprobar qué empresas son. Entre ellas están Interpost, ASM, Tipsa, Envialia, GLS o TDN.

Lo sabrás con facilidad, ya que los transportistas que obligan a imprimir la etiqueta irán acompañados con el logo de una impresora y el mensaje ‘Requiere etiqueta’. Así que si no tienes posibilidades de obtenerla, lo mejor es que te decantes por una paquetería que no te la exija.

La identificación de las cajas con tus datos

No será necesario disponer de papel adhesivo o de algún material especial para hacer las impresiones, por lo que podrás utilizar un folio normal y pegarlo con cola y cinta adhesiva en la caja para que no se levante. Procura dejar siempre libre la zona del código de barras para no obstaculizar la labor del repartidor, que tendrá que efectuar su escaneado para registrar la mercancía en el sistema.

Este sistema resulta mucho más fiable que los que se venían usando hasta la fecha, que consistía en cubrir los datos de manera manual sobre la propia caja. La información pasa a estar informatizada y permite hacer al mismo tiempo el seguimiento de los envíos con más facilidad.

En el momento de contratar el servicio de paquetería recibirás un email recordándote cómo debes fijar la etiqueta y el número de ellas que te reclamarán desde la agencia.

Enviar paquetes urgentes con Genei